Qué inspeccionar en los camiones de carga antes de empezar a manejarlos

CamionesDeja un comentario

Qué inspeccionar en los camiones de carga antes de empezar a manejarlos

Las inspecciones diarias son tan importantes como los mantenimientos preventivos regulares, especialmente si acabas de comprar un camión de carga. Como conductor, deberías realizar una inspección antes de empezar cualquier viaje para asegurarte de que tu vehículo esté en óptimas condiciones para la carretera.

Uno de los principales valores que siempre debes tener en mente es el de la seguridad. Esto significa que debes tomarte dichas inspecciones muy en serio. Sin embargo, es difícil memorizar todo lo que cubre una inspección antes de iniciar el recorrido. Por eso, a continuación, en Incapower te presentamos una guía que te permitirá confirmar que tu camión chino se encuentre en buenas condiciones para ser utilizado en la carretera.

¿Qué inspeccionar antes de manejar tu camión?

Es importante asegurarse de que los componentes más importantes de tu camión operen como fueron diseñados cuando te pongas detrás del volante. Tendrás que revisar todo cada 24 horas y después de cada receso.

Cuando estés listo para empezar a inspeccionar tu camión, realiza lo siguiente:

  • Asegúrate de que cuentes con un martillo, una linterna y guantes.
  • Revisa que el freno de mano esté activado y que la transmisión se encuentre en primera.
  • Enciende el conmutador, activa las luces de freno y enciende los faros.
  • Retira la llave, sal de la cabina y abre el capó.

1.- Debajo del capó

Al abrir el capó, busca algún objeto inusual que no deba ir en el camión y revisa a profundidad el motor. Si encuentras señales de fugas, entonces es posible que este componente necesite una reparación. Por otro lado, si notas que todo está normal, es hora de encender tu camión y dejarlo así durante unos minutos.

Mientras tu camión se calienta, presta atención al tubo de escape. Si ves que se está emanando humo blanco o azul, esto podría ser una señal de que el motor está quemando aceite, lo cual conlleva a una revisión más exhaustiva en un taller de reparación.

Dejando de lado el motor, también echa un vistazo a los elementos que se encuentran debajo del capó, como cualquier manguera o cable eléctrico, el radiador, la bomba de agua, correas de transmisión extra, tanque de dirección asistida, conducto de aire del motor, turbocargador, carcasa de filtro de aire, compresor de aire, separador de agua y combustible, filtro de combustible, etc.

Es importante que revises todos los componentes anteriormente mencionados y garantizar de que no haya señales de desgaste, grietas, rupturas, holguras o que falte alguna de ellas.

En cuanto a los niveles de líquido, revisa todos los fluidos como lo son el refrigerante, el aceite, el líquido de dirección asistida y el del parabrisas. A su vez, asegúrate que todas las tapas estén bien ajustadas y que las varillas medidoras estén asentadas correctamente.

2.- Lados de la cabina

Revisa los espejos retrovisores, las luces intermitentes, la tapa del tanque y la cinta reflectora, así como también el estado de los escalones y de las puertas. Adicionalmente, examina la batería, el tanque de combustible, los tubos de escape y el chasis.

También te interesará: Recomendaciones para conductores: Cómo convertirte en un excelente operador de camiones.

3.- Frenos, eje motriz y suspensión

Antes de empezar el viaje, evaluar el sistema de frenos de forma exhaustiva es algo obligatorio. Sin embargo, esta tarea requiere de muchos pasos como el revisarlo desde adentro y afuera de la cabina y debajo del mismo camión.

Aunque parezca muy laborioso, debes considerar que los frenos son el componente de seguridad más importante del camión y no los puedes dejar de lado. Recuerda que son los que más trabajo tienen en cualquier vehículo de carga pesada como lo es un camión y están sujetos al desgaste.

Del mismo modo, asegúrate de revisar el ajuste del freno con el regulador. A ello, súmale inspeccionar la presión y la profundidad de banda de rodadura de las llantas con un medidor, las tuercas de las ruedas, cámaras y forros del freno, los resortes y los amortiguadores, entre otros.

Los ejes de la transmisión, así como los amortiguadores del sistema de suspensión, deben estar en buenas condiciones y no cubiertos de grasa o aceite.

4.- Kit de emergencia y reflectores

Es obligatorio llevar contigo un equipo de emergencia en el que tengas fusibles de emergencia, triángulos reflectantes y un extinguidor. Por otro lado, los reflectores pueden incrementar muchísimo la visibilidad del camión durante la noche y si no están funcionando correctamente podrían suponer un peligro.

5.- Dentro de la cabina

Una vez que te asegures que todo el exterior esté en buen estado, súbete a la cabina, enciende tu camión y revisa lo siguiente:

  • Indicadores: Asegúrate de que los indicadores de temperatura del aire, el aceite y el agua aumenten a niveles normales.
  • Espejos: Ya que los revisaste por afuera, ahora solo debes ajustarlos según tus preferencias y teniendo en cuenta que debes reducir el número de puntos ciegos mientras manejas.
  • Limpiaparabrisas: Asegúrate de que funcionen y se asienten planos contra el parabrisas.
  • Bocina: Debes garantizar que suene y funcione correctamente.
  • Sistema de aire acondicionado: Verifica si la calefacción y/o el aire acondicionado están funcionando.
  • Cinturón de seguridad: El cinturón de seguridad no debe estar deshilachado y debe moverse libremente.

Por último, asegúrate de saber dónde están todos los documentos de tu camión y tus permisos de conducir en caso un oficial de policía te los pida a mitad de un recorrido.

En IncaPower, te ofrecemos los mejores camiones de carga ligera y pesada en venta. Visita nuestros puntos de compra y venta de camiones en Perú. Asimismo, si deseas obtener información de alguno de nuestros camiones, escríbenos a nuestro formulario de contacto.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Back To Top